Su objetivo es fomentar la puesta en marcha y desarrollo de Empresas de Base Tecnológica en el Principado de Asturias, con el fin de que los proyectos de investigación y desarrollo tecnológico puedan convertirse en una realidad que aporte valor añadido al tejido empresarial de la región.